13 COSAS QUE AMO DE LAS REDES SOCIALES, LOS TELÉFONOS INTELIGENTES Y LA TECNOLOGÍA - Kris Vallotton

junio 22, 2016

Todos hablan de la adicción a los teléfonos inteligentes, cómo están arruinando la habilidad de la gente para realmente conectarse unos con otros y tener relaciones reales… blah, blah, blah. Estoy de acuerdo con ellos hasta cierto punto. Pero ¿será posible que nuestras vidas hayan sido enriquecidas gracias a esta tecnología?

 

Personalmente yo amo las redes sociales, los teléfonos inteligentes y la mayoría de las cosas que vienen con ello. Así que empecé a preguntarme a mí mismo por qué lo disfruto tanto, y cómo ha mejorado la calidad de mi vida.

 

  1. Los teléfonos inteligentes son una ventana al mundo entero. Me puedo comunicar con alguien que está al otro lado del mundo, literalmente sin hacer ningún esfuerzo. De hecho, puedo ver sus caras en tiempo real. Esto significa que mi esfera de influencia incrementó de unos cientos a miles de millones de personas.

 

  1. Las redes sociales me permiten compartir mis ideas con millones de personas todos los días y recibir su retroalimentación, todo esto, desde la comodidad de mi casa. Y debido a que la revelación es un jardín comunitario, otras personas contribuyen a mis ideas lo cual abre nuevas maneras de pensar.

 

  1. Las redes sociales ayudan a alimentar mi necesidad de tener propósito. Me refiero a ¿qué estaba haciendo con mi tiempo libre hace 20 años? Les puedo asegurar que no estaba influenciando la manera de pensar de miles de personas.

 

  1. Las redes sociales me ayudan a mí (y a otros), a tener una plataforma para ayudar a muchas personas a superar miedos, dolor y problemas, para que puedan prosperar en la vida.

 

  1. Las redes sociales me ayudan a ver puntos ciegos en mi razonar sobre cualquier tema. Por ejemplo, cuando escribí el libro “Diseñada para Reinar” (es un libro que habla acerca de apoderar a las mujeres), probé con ciertos conceptos nuevos e ideas en mis plataformas sociales. Quería ver qué preguntas necesitaba contestar, si había algún error en mi razonar, o había otras maneras de pensar acerca del tema. ¡Funcionó a la perfección! La retroalimentación de miles de personas me ayudaron a mejorar muchísimo mi libro.

 

  1. Mi teléfono inteligente me da las herramientas que necesito para aprender, para investigar y crecer en mi entendimiento de millones de temas. De hecho, hace 30 años la gente que tenía pasión por aprender algo y crecer, tenía enciclopedias que cubrían todas sus paredes. Ahora podemos usar Google y buscar cualquier tema y en segundos tenemos miles de perspectivas del tema.

 

  1. Las redes sociales son entretenidas. Yo me aburro muy fácilmente, pero mi mente siempre está ocupada con algo que ver, escuchar o leer. Si tengo un descanso/receso de una hora y no tengo nada que hacer, puedo divertirme, aprender, o comunicarme con la gente.

 

  1. Puedo construir y mantener mis amistades  vía Skype, Facetime, teléfono, etc. Todo eso era casi imposible hace una década.

 

  1. Me puedo educar a través de clases en Internet, “TED talks” e incluso YouTube. De hecho, cuando estoy a punto de realizar un proyecto que no he llevado a cabo antes, veo un video de YouTube al respecto.

 

  1. Puedo crecer espiritualmente escuchando mensajes, webcasts y podcasts. Me puedo unir a la adoración con personas de todo el mundo, o disfrutar de la adoración en la privacidad de mi casa.

 

  1. Puedo hacer mejores compras en línea. Puedo leer los comentarios de la gente y sus reseñas antes de comprar algo, así como comparar precios entre diferentes tiendas sin salir de mi casa.

 

  1. Puedo dirigir a mucha gente y oficinas ya que puedo realizar varias tareas a la vez a través de mi teléfono inteligente y puedo estar en contacto mientras estoy fuera. Enviar un mensaje de texto toma menos tiempo que hablar, así que es una manera más eficiente para comunicarle a la gente tareas e información. Puedo hacer el doble de cosas de lo que era posible hace 15 años. Voy a lograr hacer más en mi vida de lo que habría hecho hace una década.

 

  1. Soy un mejor papá, esposo y abuelo porque me puedo comunicar más seguido y con mayor claridad con mi familia. Les puedo enviar videos de mis aventuras, enviarles un mensaje de texto y hablar con ellos aun cuando estoy viajando.

 

Para resumir todo, a pesar del hecho de que la tecnología presenta ciertos peligros y hay tentaciones de convertirse en una persona virtual con una vida virtual, mi vida ha sido enriquecida por la tecnología. Amo el Internet, las redes sociales, los teléfonos inteligentes, y las computadoras. Me siento como Cristóbal Colón ya que hace diez años descubrí un nuevo mundo. Pero como los detractores de Colón que le dijeron que navegaría al final del mundo y caería, muchos más están convencidos que la tecnología es plana y todos estamos navegando en la red hacia nuestro final virtual.

Topics: Eventos actualesSin categorizar


¡

comments