CUIDANDO DE TI MISMO - Kris Vallotton

septiembre 28, 2016

Publicación del invitado Danny Silk

 

TU VIDA ES UN REGALO DE DIOS HACIA TI. TIENE VALOR INFINITO PARA ÉL, QUE TE COMUNICA DE TODAS LAS FORMAS EN LAS QUE TE AMA.

 

La falta de poder, irresponsabilidad y falta de límites en las relaciones tienen su raíz en no valorar tu vida como Él lo hace. Por el contrario, honrar el valor de Dios para tu vida te llevará a ser responsable de protegerlo y cultivarlo.

 

LAS RELACIONES SANAS CRECEN ENTRE PERSONAS QUE HAN ASUMIDO SU RESPONSABILIDAD INDIVIDUAL DE CUIDAR SU PROPIO JARDÍN.

 

Sí, ambos entran en la relación con necesidades y participan para suplir las necesidades del otro. Pero es un simple principio económico que cada uno de ellos debe estar saludable y dar fruto a fin de continuar ofreciendo recursos el uno al otro para suplir las necesidades del otro.

 

En otras palabras, debes cuidarte antes de que puedas cuidar a alguien más.

 

Si has estado en un avión, has tenido que escuchar las indicaciones del auxiliar de vuelo acerca de qué hacer en caso de que la cabina pierda presión. Ellos explican que la máscara de oxígeno caerá desde el techo y te muestran cómo ponértela. Cada vez, te recuerdan que si estás viajando con un niño o alguien más en necesidad de asistencia, debes asegurarte de ponerte la mascarilla antes de intentar ayudar a alguien más. La implicación es clara. Si no te cuidas a ti mismo, entonces no podrás cuidar a nadie más. Quedarás inconsciente en el pasillo.

 

La lección de la mascarilla de oxígeno expone el pensamiento fallido que muchas personas tienen acerca del servicio y de amar a otros. Por alguna razón, la gente piensa que cuidar de sí misma significa ser egoísta.

SI, ES VERDAD QUE PUEDES CULTIVAR TU JARDÍN Y LUEGO ELEGIR QUEDARTE CON TODO EL FRUTO.

 

Yo conozco personas que usan límites incorrectamente para ser independientes y retener sus vidas de otros en vez de usarlas para proteger su habilidad de sostener su capacidad de dar fruto, su generosidad y el intercambio de vida en relaciones de pacto. La auto-protección no es una buena motivación para cuidar de ti mismo y creará problemas en tus relaciones.

 

Pero crearás los mismos problemas si no cuidas tu jardín. Tendrás que obtener comida de otro lado y tendrá que ser la comida de otra persona.

 

No cuidarte realmente te pone en una posición de falta de poder, de tratar de hacer que otra gente supla tus necesidades sin ser capaz de ofrecer nada a cambio. Esto es una trampa para una relación no saludable, egoísta.

SI DE VERDAD QUIERES SER AMOROSO Y NO EGOÍSTA, EMPLEARÁS EL TIEMPO Y ESFUERZO PARA QUE TU JARDÍN PRODUZCA EL MEJOR FRUTO POSIBLE PARA PODER OFRECER ALGO VALIOSO A OTROS.

 

Invertirás en aprender todo lo que hay que saber acerca del jardín que Dios te ha dado – desde tu salud física, emocional, mental y espiritual hasta tu educación, talentos, dones, llamados, finanzas, relaciones, y más – y cómo hacerlo florecer.

 

Y mientras compartes tu vida con otros, estarás haciendo lo que necesitas hacer para proteger y sostener la productividad de tu jardín para que tu salud y la salud de tus relaciones no se vean amenazadas.

Topics: InspiraciónSin categorizar


¡

comments